es
en

Blog

Guías de trading, seminarios web e historias

Cobertura de Divisas

F T L
3 minutos de lectura

Los futuros de divisas son una rama especial de los mercados de futuros. De hecho, son uno de sus subconjuntos de mayor volumen. Aun así, son muy diferentes en muchos aspectos en comparación con otros futuros, como los productos básicos, por ejemplo. La razón principal de su prevalencia es que casi todos los sectores de la economía pueden usarlos para cubrir su riesgo durante la actividad de exportación o importación. Los cambios en los precios de las divisas, generalmente, afectan a un mayor segmento de traders, en comparación con los cambios de precios para la mayoría de los demás productos básicos. Esto hace que los futuros de divisas sean una opción atractiva para cualquier empresa que se ocupe de energías u otros recursos naturales, ya que la adquisición y venta de estos materiales suele implicar cierto nivel de contacto extranjero. Para fines de cobertura, las compañías registradas y que operan desde los Estados Unidos, de alguna manera, se benefician enormemente del hecho de que otros países usan el dólar tanto para compensación, tanto como moneda de reserva. Sus socios de comercio exterior, a menudo, usan dólares estadounidenses para sus propios contratos de adquisición o venta.

Las transacciones de divisas han existido desde que países con sus propias monedas respectivas comenzaron a negociar entre sí. Aunque sus raíces se remontan a la historia antigua, en los tiempos modernos se ha convertido en una industria que tiene un tamaño colosal y una naturaleza extremadamente sofisticada. En cierto sentido, también se asemeja a lo que los economistas llamarían un “mercado perfecto”, en términos de liquidez, acceso a la información y el número de participantes independientes. El resultado es una estructura de mercado altamente resistente a la manipulación de precios, que otorga a los precios relativos de las monedas un valor relativamente estable y objetivo.

Este sistema de precios se legitima aún más por el hecho de que la mayor parte no ocurre en el mercado de valores, sino fuera de él, a través de los mercados interbancarios de venta libre. Los bancos negocian los llamados “contratos a plazo” entre ellos, dándoles una mayor libertad para resolverlos. Si bien existe cierta divergencia entre los precios formados durante el intercambio interbancario y los precios de los contratos de futuros, los patrones reales de comercio y movimiento de precios son casi idénticos. La principal diferencia es que, en el caso de las transacciones a plazo, el tamaño y el vencimiento de los contratos se pueden personalizar para adaptarse a las necesidades del trader. Mientras tanto, los contratos negociados en Globex, por ejemplo, están estandarizados con tamaños fijos y caducidad.

También vale la pena señalar que los bancos usan el precio al contado cuando operan entre sí, lo que significa que negocian el precio inmediato y luego agregan más intereses. Esta cifra de interés proviene de la diferencia en las tasas de interés base establecidas por los bancos centrales de las dos monedas respectivas en cuestión. Para dar un ejemplo, en el caso del EUR/USD, el euro tiene una tasa de interés base de -0.31%, mientras que el dólar tiene 2.61%. Esta brecha de 2.92% se divide luego para mostrar el interés por día a aproximadamente 0.008002%, que a un precio spot EUR/USD de 1.1312 equivaldría a 0.00009 puntos básicos.

Los números anteriores deberían ayudarnos a determinar los precios de futuros contratos por nuestra propia cuenta, en función de sus fechas de vencimiento. El CME ofrece activos con vencimientos mensuales, lo que nos permite observar de cerca qué efectos tiene el tiempo en el precio.

Usando el contrato que expira el 15 de abril como nuestro próximo ejemplo, podemos ver que costó 1.1333, mientras que el precio spot fue de 1.1312. Si el tiempo restante fuera de 20 días, lo multiplicaríamos por la diferencia de la tasa de interés diaria de 0.0009 para obtener 0.0018 puntos básicos. Si se agrega al precio spot da un total de 1.1330. La diferencia entre este resultado y el precio oficial de CME es de solo 3 pips. Si repitiéramos el mismo proceso para junio, obtendríamos 1.1386 en comparación con el precio de 1.1391 del CME.

Precios CME:

Precio Spot Interbancario:

Estos cálculos están destinados, simplemente, a mostrar que los precios reales del mercado difieren ligeramente de los números que determinamos nosotros mismos. También es evidente que las empresas que toman una posición corta en el EUR/USD requieren dólares y eligen comprarlo, vendiendo euros, y terminan obteniendo un buen trato. Tomar una posición corta en el EUR/USD significa que si la compañía logra el acuerdo de cobertura ahora y paga con dólares en junio, entonces pueden hacerlo a un precio de 1.1391. Si el precio spot permanece igual durante los siguientes 83 días, el precio del contrato eventualmente alcanzará el precio spot, ya que la diferencia en la tasa de interés se desvaloriza a medida que pasa el tiempo. Esa es una ganancia de 74 pips para las empresas europeas que venden en los Estados Unidos. En el lado estadounidense, la idea es llevar el contrato lo más cerca posible del vencimiento, ya que reducir su tiempo de ejecución se correlaciona directamente con la reducción de sus costos. Esto pone a las empresas estadounidenses en mayor riesgo, lo que a su vez reduce su competitividad y sus ganancias potenciales. A pesar de que todavía se benefician de la supremacía del dólar, todavía tiene sus propios inconvenientes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados

¿Qué Es la Cobertura en Finanzas? Aprende lo Básico con Ejemplos

Prop Trading – ¿Qué Es y Cómo Trabajar en Empresas de Trading?

Indicadores Técnicos para Principiantes